¿Qué es Sepsis Neonatal? ¿Es Curable o No?

Se trata de la infección directa en la sangre de un bebé que no ha llegado a los 3 meses de edad, está dividida en dos tipos, la sepsis temprana y la sepsis tardía.

En la sepsis temprana la infección aparece durante la primera semana de recién nacido el bebé, mientras que la sepsis tardía se presenta después de haber cumplido una semana de vida y hasta antes de las 12 semanas de edad.

El origen de esta infección es por lo regular bacteriana, presenta una gran variedad de signos y síntomas que no son específicos, pero que ocasionan un descontrol a nivel general del organismo den neonato.

En países en desarrollo la sepsis neonatal constituye el 40 a 50% de muerte en neonatos al año y son los recién nacidos con bajo peso o que presentan depresión respiratoria los más propensos, así como aquellos bebés que nacen con malformaciones congénitas.

Sepsis Neonatal
Sepsis Neonatal

Sepsis Neonatal Temprana

También llamada como sepsis de transmisión vertical ya que son causadas por microorganismos que se encuentran en el canal genital de la madre, y ascienden por el mismo hasta llegar al líquido amniótico.

Los microorganismos que pueden ser la causa de una sepsis neonatal temprana pueden ser: estreptococo galactie del grupo B (bacteria grampositiva), E. Coli (bacteria gramnegativa), Bacillus Influenzae (cocobacilos gramnegativos), Listeria Monocytogenes (bacteria).

En un 80% de los neonatos con sepsis neonatal temprana sucede dentro de las primeras 24 horas, un 5% entre las primeras 48 horas de nacido y el 15% la presenta entre los 4 y 6 días después del nacimiento.

Sepsis Neonatal Tardía

Es adquirida en el medio ambiente donde el recién nacido recibe sus primeros cuidados, puede ser en la sala de partos o en la sala de neonatos, y los microorganismos llegan al recién nacido a través de los mismos profesionales de la salud y/o de los materiales contaminados (termómetros, catéteres, sondas, electrodos, manos, etc).

Los microorganismos más presentes en este tipo de infección son: Estafilococos aerus, E coli, Pseudomona, Enterobacter, Candida, Anaerobios, Klebsiella, Estreptococo grupo B.

Y es posible que se origine en el aparato respiratorio, en la piel, en las conjuntivas, en el cordón umbilical, tracto gastrointestinal.

Sepsis Neonatal Consecuencias

Si el neonato es tratado oportunamente, la recuperación es completa y no presenta mayores problemas a futuro, recordemos que la sepsis neonatal es causa de muerte infantil de hecho la primera causa, por lo que es recomendable que el neonato reciba el tratamiento rápidamente.

Las secuelas, en caso de haberlas, tienen que ver con un daño severo en articulaciones, provocando una discrepancia en longitud que lleva a tener ciertas anormalidades al caminar añadiendo dolor.

La segunda consecuencia es la muerte.

Sepsis Neonatal Cuidados de Enfermería

La valoración del personal de enfermería en la detección oportuna de la sepsis neonatal para brindar no solo los cuidados necesarios, sino además un tratamiento adecuado.

Por lo tanto, el enfermero/a debe estar pendiente de la presencia en el recién nacido de:

  • Coloración de la piel (observar presencia de ictericia, petequias y palidez)
  • Situación gastrointestinal (presencia de vómito, inapetencia, evacuaciones líquidas, movimiento perezoso del tránsito intestinal)
  • Inestabilidad térmica
  • Sistema nervioso con alteraciones (letárgico, tono muscular excesivo o disminuido)
  • Sistema respiratorio con alteraciones (taquipnea, apnea)

Precozmente es necesario identificar algunos síntomas de alarma que de hacerlo ayudarán a tener un mejor pronóstico tales como:

  • Sangrados
  • Tensión arterial baja
  • Petequias
  • Taquicardia o Bradicardia
  • Anuria u Oliguria (falta de orina u disminución en la producción de orina)

Posteriormente y ya enfocados en el cuidado de enfermería como tal, se debe ofrecer al paciente los siguientes cuidados:

  • Monitoreo general del neonato (FC, TA, Saturación de O2, FR)
  • Uso de la incubadora
  • Mantener una vía intravenosa permeable
  • Ministración precoz de antibióticos
  • Vigilancia estrecha de la diuresis
  • Control de RX especialmente del tórax y el abdomen
  • Control de líquidos

Existen dos patologías que se consideran de gravedad extrema en casos de sepsis neonatal y son: la meningitis y enterocolitis, en ambas es preciso un diagnóstico y tratamientos rápidos y eficaces.

Sepsis Neonatal Tratamiento

El tratamiento depende claramente del tipo de patología que esté afectando al neonato y que haya sido la causa de la sepsis.

Pero si no se tiene aún un diagnóstico, es necesario empezar por:

  • Monitoreo del paciente para lograr estabilizar
  • Iniciar con antibioticoterapia de inicio: Ampicilina, Gentamicina, Amikacina.

Si ya existe un diagnóstico y el conocimiento de la causa de la sepsis neonatal entonces se recomienda el siguiente tratamiento con antibióticos específicos.

  • Si la causa de la sepsis es un estreptococo del grupo B, se debe tratar con la ministración de ampicilina y en caso de meningitis debe añadirse un aminoglucocido.
  • Si la causa es por E Coli, se deben aplicar cefalosporinas de 3ª generación, se añade además un aminoglucocido.
  • Si la causa es un Estafilococo, se recomienda usar las oxacilinas
  • Si se observa resistencia o alergia a alguno de los medicamentos descritos se recomienda usar la vancomicina
  • Si el causante es Candida albicans, en tratamiento se debe hacer con el uso de anfotericina B

En cuanto a la duración de los tratamientos, ésta dependerá de la respuesta al Tto, de los resultados de cultivos y de la virulencia del microorganismo patógeno.

No debemos olvidar que el éxito del tratamiento depende mucho del diagnóstico precoz y del tratamiento con los antibióticos precisos.

Para poder dar de alta al paciente hará falta:

  • Mantener la estabilidad del neonato
  • Presente buen estado general
  • Reflejo de succión presente
  • Haber completado el tratamiento con el antibiótico

Un factor importante que puede prevenir la sepsis neonatal, es el control del embarazo durante el tiempo que éste dura, en la actualidad el herpes simple virus, puede causar al neonato una infección de gravedad, especialmente si la madre ha sido contagiada recientemente.

Entonces, llevar un control de embarazo y propiciar un ambiente propicio para el nacimiento del neonato pueden disminuir severamente los riesgos de contaminación.

El primer aspecto concierne solo a la madre de alguna manera, mientras que el segundo, corresponde a los hospitales de salud, se logra con el mantenimiento sanitario de sus áreas neonatales, áreas de parto y de todo el hospital en general, incluyendo a su personal de salud.