¿Cuales son los Riesgos de Fumar Marihuana en el Embarazo?

El embarazo es una de las etapas más hermosas que vive una mujer, sobre todo cuando se trata de un bebé deseado por ambos padres, la posibilidad de ver, tocar y sentir el fruto de ese amor hace que esa pareja sea lo más cuidadosa posible cuando se trata del bienestar de ese pequeñito que vendrá al mundo para complementar ese hogar.

Caso contrario ocurre cuando el embarazo no es deseado y la mujer tiene una conducta inadecuada que perjudica al feto en desarrollo.

El consumo de marihuana forma parte de esas conductas negativas y perjudiciales en las que incurren algunas mujeres antes, durante y después del embarazo.

La prevención y los cuidados que tengan tanto el padre como la madre que se disponen a procrear son la clave del éxito en el momento de obtener el resultado positivo que sin  duda alguna persiguen como pareja.

¿Qué es la marihuana?

Marihuana en el Embarazo
Marihuana en el Embarazo

A continuación te explico

La marihuana es una droga producto de las hojas secas o disecadas de una planta de cultivo cuyo nombre es Cáñamo, estas hojas se procesan en laboratorios clandestinos y se distribuyen en el mayor de los casos ilegalmente alrededor del mundo.

En algunas poblaciones del mundo se ha legalizado el uso de la marihuana con fines medicinales para el tratamiento de enfermedades graves como por ejemplo

  • Cáncer.
  • Esclerosis múltiple.
  • VIH SIDA.
  • Dolor fuerte en alguna parte del cuerpo.

La marihuana posee una sustancia química muy dañina para el organismo, específicamente para el cerebro, esta sustancia recibe el nombre de  THC o delta-9-tetrahidrocannabinol, su uso afecta algunos sentidos como la vista, el oído y el tacto.

Cuando un hombre consume marihuana tiene menos posibilidades de procrear, esto se debe a los siguientes efectos secundarios:

  • Deficiencia en la producción de espermatozoides.
  • Disminución en la velocidad del flujo de espermatozoides que se desean fecunden el óvulo de la mujer.
  • La disminución de la testosterona no se hace esperar.

En el caso de la mujer el consumo de marihuana previo a la concepción disminuye notablemente las probabilidades de quedar embarazada, es decir, se acentúa aún más la posibilidad de que esta mujer sea infértil o sufrir ciertas dificultades a la hora de la ovulación.

¿Cuáles son los riesgos de fumar marihuana en el embarazo?

Las sustancias químicas  que componen la marihuana son altamente peligrosas cuando entran en contacto con el bebé, representan el principal detonante de graves complicaciones al desarrollo y bienestar de ese bebé que se espera y que es indefenso e inocente cuando se trata del consumo de una sustancia que le afecta negativamente.

Los riesgos de fumar marihuana estando embarazada son:

  • La marihuana o las sustancias químicas que la componen son capaces de invadir la estructura de la placenta, debemos recordar que la placenta se encarga de llevar todo el oxígeno y los nutrientes que necesita el bebé para su feliz desarrollo.
  • La marihuana es una poderosa droga que al entrar en contacto con el vientre donde crece el bebé puede  llegar hasta él y causar graves daños en su cerebro.
  • El crecimiento del bebé se puede producir semanas antes a las que realmente necesita para su formación normal y completa.
  • El peso y el tamaño del bebé se encuentran altamente comprometidos, estudios realizados a mujeres adictas a la marihuana demuestran que los bebés que han nacido de una mujer consumidora presentan un peso y una talla no acorde a los establecidos en los estándares mundiales cuando se trata de una madre sin adicción.
  • Desde  el primer mes de gestación la marihuana causa graves estragos en el bebé, la anencefalia o anomalía del tubo neural que se hace notable al no disponer de cráneo, partes del cerebro o cuero cabelludo termina con la muerte del neonato a solo pocas horas del alumbramiento.
  • Falta de producción de glóbulos rojos que puedan llevar el oxígeno que necesita el resto del cuerpo y  trae como consecuencia el sufrimiento de anemia.
  • El cerebro del bebé de una madre adicta no se desarrolla como es debido.
  • Algunos casos de adicción termina con la muerte del bebé.

Efectos de la marihuana en el embarazo y la lactancia

Los niños son los más afectados cuando la conducta de los padres se refiere, en nuestro caso son los bebés quienes padecen las consecuencias de tener madres con adicciones.

Cuando nace el bebé puede presentar los siguientes síntomas:

  • Llanto largo y prolongado al nacer.
  • Su cuerpo se muestra tembloroso, se dice que este síntoma deja de darse luego de pasados unos días después del parto.
  • Dificultades para conciliar el sueño lo cual produce un desorden en los horarios habituales para dormir.
  • El nivel de aprendizaje se ve notablemente afectado, estos niños son más lentos cuando se trata de aprender algún tema o realizar una actividad.
  • Son distraídos, difícilmente logran enfocarse en un tema por largo tiempo.
  • Los niños de mujeres con adicciones experimentan múltiples problemas escolares debido a las deficiencias que tiene para tareas de gran importancia.
  • Son muchos los niños que nacen con problemas depresivos y deben recibir atención médica especializada para corregir en lo posible esta afección de la cual no es culpable.

Efectos durante la lactancia

No se debe recurrir a la ingesta de la marihuana pues sus componentes pueden transmitirse al recién nacido por medio de la leche materna y causar graves daños al cerebro y su desarrollo.

Por otro lado, cuando la mujer sufre de esta terrible adicción no produce la cantidad de leche necesaria para mantener o alimentar como es debido a su hijo, a esto se une la variante de que la leche que pueda producir está contaminada con la marihuana que ha consumido.

Muchas madres duermen con su hijo en la  misma cama, por lo que te recomiendo que si te encuentras bajos los efectos de la marihuana evites en lo posible dormir con el bebé para evitar que puedas hacerle daño.

Los cambios repentinos en la conducta de la madre debido al consumo de droga no solo afecta al bebé cuando se encuentra en el vientre o a pocas hora o meses de nacer o en periodo de lactancia, sino que también se hace presente en etapas de la  vida tan relevantes y por demás complicadas como es la adolescencia, los cambios de conducta o de humor pueden traer graves problemas donde la violencia sea la protagonista.

Resulta oportuno recordar que hoy en día existen muchas técnicas que para evitar un embarazo no deseado y no procrear una personita que no pidió vivir y que seguramente solo vendrá a sufrir por la irresponsabilidad de otros.

Ser conscientes y responsables a la hora de mantener relaciones sexuales cuando se lleva una vida rodeada de adicciones ayudará considerablemente a evitar la proliferación de los problemas de violencia que hacen estragos a nivel mundial y que enlutan a muchas familias.

La invitación es a buscar el apoyo de esos centros o personas que brindan sus conocimientos, vivencias y reflexiones para tender una mano y ayudar a muchas mujeres y hombres adictos a reconstruirse poco a poco hasta retomar una vida sana lejos de las drogas que tanto mal causan al mundo.


error: Content is protected !!