La Difteria: Síntomas, Causas, Toxinas, Vacunas y Tratamiento

Aprende en este artículo todo lo que necesitas saber sobre La Difteria: signos y síntomas de la enfermedad, principales causas, toxina diftérica y prevención. Vacuna contra difteria y tratamiento...

¿Que es La Difteria?

La difteria es una enfermedad infecciosa aguda que pone en peligro la vida. Procede como una inflamación aguda del tracto respiratorio superior, predominantemente faringe (alrededor del 90% de los casos). La inflamación de la nariz, la piel en el lugar donde se daña, los ojos o los genitales también se ven afectados con frecuencia.

Sin embargo, la principal amenaza no es la inflamación sino el envenenamiento con una toxina producida por una bacteria (una que causa la enfermedad). Predominantemente, los sistemas cardiovascular y nervioso se ven afectados.

El Agente Causal De La Difteria Y Las Formas De Transmisión

El agente causante de la difteria es Corynebacterium diphtheria. Es una bacteria Gram-positiva en forma de varillas con espesamientos en forma de matraz característicos en los extremos, que están dispuestos en pares en frotis, en ángulo como el número romano V en relación el uno con el otro. Los bacilos diftéricos producen toxina diftérica, enzima neuraminidasa y otros compuestos biológicamente activos.

Corynebacterium diphtheria
Corynebacterium diphtheria

La síntesis de toxina diftérica por células microbianas está controlada por un gen TOX especial. Las bacterias pueden perderlo durante la vida junto con la capacidad de producir una toxina (toxigenicidad). Y viceversa, algunas cepas inicialmente no toxigénicas pueden adquirir propiedades patogénicas. Afortunadamente, es un fenómeno extremadamente raro. La enfermedad se transmite por gotitas aerotransportadas de aquellos que tienen difteria o de portadores sanos de la infección, con menor frecuencia, a través de los artículos domésticos.

Grupo De Riesgo de Difteria

Las infecciones más susceptibles a la difteria tienen entre 3 y 7 años, pero la incidencia de adolescentes y adultos ha aumentado en los últimos años. La fuente de infección son las personas enfermas o los portadores sanos de bacterias toxigénicas. El grupo de mayor riesgo infeccioso se refiere a aquellos que padecen la difteria de faringe, nariz y garganta, ya que secretan activamente patógenos a través del aire exhalado.

Esos pacientes con ojos difteria, difteria en la piel pueden transmitir la infección a través del contacto directo e indirecto y el tacto (manos, artículos del hogar). Los portadores sanos de bacterias son menos contagiosos, pero debido a la ausencia de síntomas visibles es difícil controlar la infección. Su enfermedad puede ser diagnosticada solo en el caso de encuestas de dispensarios masivos.

Como resultado, la mayoría de los casos de infección con difteria se deben al contacto con un portador saludable de bacilos diftéricos. El período de incubación (tiempo desde la infección hasta los primeros signos de la enfermedad) es de 2 a 10 días.

Toxina Diftérica

La toxina, producida por el bacilo diftérico, se compone de varios componentes. Una de ellas, la enzima hialuronidasa, destruye el ácido hialurónico y aumenta la permeabilidad capilar y conduce a la salida de los vasos y la imbuido de los tejidos circundantes con plasma sanguíneo y deposición de fibrinógeno. El segundo componente, una neurotoxina, destruye las células del epitelio y tiene lugar la secreción de la enzima trombokinase de ellas.

Toxina Diftérica
Toxina Diftérica

La trombokinasa promueve la conversión del fibrinógeno en fibrina y la formación de una membrana de fibrina en la superficie de los tejidos. La toxina diftérica afecta las amígdalas palatinas (que están cubiertas por varias capas de células del epitelio) y la membrana fibroide penetra profundamente en el epitelio amigdalino y lo suelda fuertemente.

El tercer componente (principal): la toxina misma puede bloquear el proceso de respiración celular y la síntesis de moléculas de proteína. Entre los más afectados están los capilares de las células del miocardio y las células nerviosas. Como resultado, puede desarrollarse degeneración miocárdica y miocarditis tóxica infecciosa. El daño de los capilares conduce a un shock tóxico infeccioso.

El daño a las células de Schwann (células de soporte del tejido nervioso) conduce a la desmielinización de las fibras nerviosas (destrucción del nivel de mielina del aislamiento eléctrico con una violación de los impulsos nerviosos a lo largo de las fibras nerviosas). Además, la toxina diftérica causa intoxicación general.

Síntomas de Difteria Y Procedimiento

La difteria faríngea generalmente comienza con un pequeño aumento en la temperatura corporal , un dolor leve al tragar, enrojecimiento e hinchazón de las amígdalas con la formación de una placa membranosa específica sobre ellas. El aumento del ganglio linfático anterior del cuello es también un síntoma. Las membranas suelen ser blancas durante los primeros 2-3 días de la enfermedad y luego se vuelven grises o amarillo-grises.

Síntomas de la Difteria
Síntomas de la Difteria

La enfermedad puede curarse en aproximadamente una semana (se observa una forma menos severa en aquellos que están vacunados contra la difteria) o puede volverse tóxica debido a los efectos sistémicos de la toxina diftérica. La forma tóxica de la difteria es siempre grave. Se caracteriza por una temperatura corporal muy alta (39,5-41,0 ° C), dolores de cabeza severos , somnolencia y apatía. La piel se vuelve pálida, la boca se seca.

En cuanto a los niños, los siguientes síntomas la revelan:

  • Vómitos repetidos y dolor abdominal
  • Edema tonsil se vuelve pronunciado
  • El cierre completo de la entrada a la garganta puede aparecer
  • El cierre se extiende al paladar blando y duro, a menudo también a la nasofaringe
  • Respiración difícil, la voz nasal a menudo puede ocurrir
  • La placa se aplica a todos los tejidos de la orofaringe
  • Un signo clásico de una forma tóxica de faringe diftérica es la hinchazón del tejido subcutáneo en el cuello y, algunas veces, en el tórax, lo que hace que la piel se vuelva consistencia gelatinosa
  • Los ganglios linfáticos superiores del cuello están significativamente agrandados y dolorosos
  • La difteria de la nariz ocurre con temperatura corporal normal o ligeramente elevada, no hay intoxicación
  • Puede verse una secreción purulenta o hemorrágica seropurulenta de las fosas nasales
  • Remoje y luego aparecen costras secas en la nariz, las mejillas y la frente
  • Las incursiones de la membrana se pueden ver en la nariz
  • El proceso patológico también puede afectar los senos nasales
  • La inflamación del tejido subcutáneo del cuello y las mejillas puede observarse en caso de una forma tóxica de difteria
  • La difteria ocular procede como conjuntivitis banal y se caracteriza por hiperemia leve y edema del párpado, una pequeña cantidad de saco conjuntival seroso-purulento (forma catarral). La forma de la membrana se caracteriza por una hinchazón pronunciada de los párpados, la presencia en el conjuntivo del blanco gris. La forma tóxica también se acompaña de hinchazón de tejido alrededor de las cuencas oculares
  • La difteria de la piel conduce a la curación a largo plazo de cualquier daño en la piel. El enrojecimiento de la piel y la presencia de pátina gris sucio, así como la infiltración densa de la piel circundante, son típicas en ese caso.

¿Como se Diagnostica la Difteria?

La difteria se diagnostica de acuerdo con el examen de la persona infectada y los resultados de los análisis. Se caracteriza por membranas típicas, dificultad para respirar, silbidos durante la inhalación y lo que se conoce como tos con ladridos. Si se produce la forma menos grave, el diagnóstico es muy difícil.

Análisis:

  • Examen de sangre general para detectar signos de inflamación aguda
  • Examen de frotis bajo un microscopio (bacterioscopia) - identificación de la bacteria Corynebacterium diphtheria
  • Examen bacteriológico: inoculación del material biológico para un medio de crecimiento especial y cultivo de colonias de microorganismos
  • Determinación del nivel (título) de los anticuerpos antitoxina (título superior - 0.05 UI / ml y superior elimina la difteria).
  • Serología: determinación de anticuerpos específicos en suero usando métodos HAI, ELISA, etc.

La difteria faríngea debe diferenciarse de la amigdalitis aguda (forma folicular y lacunar), la angina Simonovsky - Vensan (infección por hongos), la angina sifilítica, la angina pseudomembranosa durante la mononucleosis infecciosa. También se debe diferenciar de un absceso periamigdalino, paperas, leucemia. En cuanto a los niños, debe diferenciarse de pseudo-crup.

Tratamiento de Difteria

Todos los pacientes con difteria deben ser hospitalizados. El tratamiento incluye:

  1. Dieta: vitaminada, con calorías que se cocina a fondo con los alimentos.
  2. Tratamiento causal (es decir, dirigido a eliminar las causas de la enfermedad): la inyección del suero de difteria, la dosis y el número de inyecciones dependen de la gravedad y la forma de la enfermedad.
  3. Antibióticos: cuando se forman de forma más leve - eritromicina, rifampicina en el interior, en formas moderadas y graves - inyecciones de penicilina o cefalosporina. Duración del curso - 10-14 días.
  4. Tratamiento local: enjuague e irrigación mediante soluciones desinfectantes.
  5. Terapia de desintoxicación - soluciones de glucosa-solución salina, teniendo en cuenta el requerimiento diario de líquido y su pérdida (moderada y severa).
  6. Corticosteroides: con formas moderadas y severas.
  7. Tratamiento con Bacillicarriers antibióticos: tetraciclina (niños mayores de 9 años), eritromicina, cefalosporina, con el objetivo de fortalecer el tratamiento y la eliminación de focos crónicos de infección.

Posibles Complicaciones de la difteria

Entre las complicaciones más graves de la difteria en el sistema cardiovascular están:

  • Miocarditis, arritmia cardíaca
  • Las complicaciones neurológicas de la difteria son causadas por lesiones de diversos nervios craneales y periféricos y se manifiestan por parálisis del alojamiento, estrabismo, paresia de las extremidades y, en casos más graves, parálisis de los músculos respiratorios y los músculos del diafragma
  • A las complicaciones secundarias de la difteria se deben atribuir enfermedades patológicas como trastornos circulatorios cerebrales agudos (trombosis, embolia), encefalopatía metabólica, edema cerebral, toxicidad renal, hepatitis diftérica, así como shock tóxico y coagulación intravascular diseminada (problemas graves de coagulación sanguínea).
  • La forma tóxica de la difteria puede provocar insuficiencia renal, cardiovascular, respiratoria o poliorgánica aguda
  • El absceso periamigdalino, la otitis y la neumonía se encuentran entre las complicaciones inespecíficas de la difteria.

Vacunación contra la Difteria

Vacuna contra La Difteria
Vacuna contra La Difteria

La vacunación contra el toxoide diftérico se realiza con la ayuda de toxina inactivada. La reacción produce anticuerpos contra la toxina diftérica pero no contra Corynebacterium diphteriae. Tradicionalmente, la primera vacunación se lleva a cabo antes de los 18 meses en combinación con una vacuna contra el tétanos y la tos ferina. Hay 4 combinaciones conocidas de las vacunas: DTaP, Tdap, DT y Td. La segunda vacunación se realiza entre 4 y 7 años, y la tercera, antes de los 14 años.

Los adultos deben volver a vacunarse contra el tétanos y la difteria cada 10 años. Para obtener la vacuna correcta en el momento adecuado, debe consultar a su médico.

Deja una respuesta

Subir

Este Sitio Utiliza Cookies Leer Más!